martes, 7 de junio de 2011

Diagrama de Gutenberg

A la hora de realizar un cartel debemos de tener muy en cuenta la composición para distribuir ordenadamente todos los elementos de diseño. Este diagrama de Gutenberg describe el patrón general seguido por la vista cuando observamos una información homogénea distribuida de manera regular.

El diagrama de Gutenberg divide el medio expositivo en cuatro cuadrantes:
1. Zona óptica primaria: La parte superior izquierda.
2. Zona de barbecho fuerte: Extremo superior derecho.
3. Zona de barbecho débil: Parte inferior izquierda.
4. Zona terminal: Parte inferior derecha.

Los lectores del mundo occidental comienzan por la zona primaria y van descendiendo por una serie de barridos hasta la zona terminal. Cada pasada de estas, sigue un eje de orientación horizontal de izquierda a derecha. Las zonas en barbecho (de lectura secundaria) están fuera de ese eje y reciben una atención mínima, a menos que se realcen visualmente. La tendencia a seguir ese eje se atribuye a la gravedad de la lectura (hábito de leer de izquierda a derecha y de arriba a abajo).

Los diseños que siguen el diagrama actúan en armonía con la gravedad de la lectura y devuelven a los lectores un eje lógico de orientación, mejorando el ritmo y compensación de la misma.

Debemos colocar los elementos más importantes (titulares) en la parte superior izquierda, en el centro la imagen y en al parte inferior, la información secundaria.

La familiaridad con la información y con el medio, influye en el movimiento de los ojos.
El diagrama de Gutenberg ayuda en la distribución y composición cuando los elementos están distribuidos de manera uniforme y homogénea o si el diseño, contiene mucho texto.

Si no es así, lo mejor es utilizar el peso y composición de los elementos para dirigir la vista.

No hay comentarios:

Publicar un comentario